previous arrow
next arrow
Shadow
Slider
BUSCAN 4 CANES SEGUIR LAS PISADAS DE BALTO, EL PERRO RESCATISTA


Redactado por: adriana bravo
abril 27, 2016 , a las 1:01 am

Oaxaca, Oax.- El hecho de que ‘Balto’ sea el primer perro para acciones de búsqueda y rescate certificado por la Cruz Roja Mexicana en todo el país, ha hecho que socorristas de la institución delegación Oaxaca continúen en la creación de más binomios.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR

El coordinador local de socorros de la Cruz Roja y dueño de Balto, Fausto Martínez Chávez, informó que en próximos meses una perrita buscará la certificación, así como lo hizo Balto en el 2014.

A esta can, la cual se encuentra en un entrenamiento avanzado, se sumarán a su valoración nacional otros tres perros más; dos que se encuentran en un nivel medio, y una perrita que está iniciando, todos con un proceso de trabajo en binomios.

Lo que Fausto Martínez pretende realizar con el trabajo de estos perros, es generar un grupo de binomios que estén preparados y listos ante cualquier situación de desastre, y se conviertan en una ayuda eminente para rescatar personas vivas de los escombros o situación de peligro.

“En Oaxaca, en cualquier momento puede temblar, puede temblar muy fuerte y si no tenemos el recurso va a ser muy difícil poder salvar vidas, nosotros siempre hemos pensado que es preferible no ocuparlo, en necesitarlo y no tenerlo, efectivamente Oaxaca dio una sorpresa a nivel nacional porque cuando iniciamos los cursos en el estado de Guanajuato había perros de todo el país, perros de San Luis Potosí, de Puebla, de Guanajuato y aun teniendo Guanajuato la escuela de perros de búsqueda y rescate fue primeramente el estado de Oaxaca que se certificó”, dijo.

Balto, en constante entrenamiento

Aunque Balto esté reconocido internacionalmente por estar certificado en trabajos de búsqueda y rescate por parte de la Escuela K-Sar de Panamá y por la Asociación Táctica de Operadores Latinoamericanos, el perro de raza pastor belga de seis años de edad continúa en constante capacitación.

Hace unas semanas fue convocado por la Secretaría de Gobernación (Segob) para realizar una prueba para el Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred), donde mostró sus habilidades y trabajó junto a otros perros capacitados por elementos de la Secretaría de Marina y Policía Federal. A decir de Fausto Martínez, Balto superó el nivel de sus compañeros.

El can se ha convertido en una pieza importante dentro de la Cruz Roja Mexicana delegación Oaxaca, sus cuatro patas y la falta de habla es lo único que lo hace diferente de los demás socorristas, puesto que como todo voluntario, cumple horarios de trabajo y de guardia, para finalmente irse a su casa a descansar con su familia humana.

LA HISTORIA DEL CAN RESCATISTA

Fausto Martínez Chávez es voluntario de la Cruz Roja Mexicana delegación Oaxaca desde el año 1999, cuenta que en el 2010 en un deslave que se registró en San Juan Coatzospam, solicitaron la presencia del Grupo USAR quienes con ayuda de sus perros de búsqueda y rescate, lograron localizar a una persona que tenía días de desaparecida.

Fue entonces cuando Martínez Chávez supo que combinar su amor por los perros y su trabajo como voluntario en la Cruz Roja podrían hacerse uno y magnificar su labor.

En ese mismo año (2010), explica que fue en busca del perro ideal y seleccionó en ese entonces al mejor cachorro para ser su compañero, Balto.

La Cruz Roja le dio el voto de confianza al pastor alemán belga para trabajar con Balto en cursos, seminarios y certificaciones para la homologación y fue invitado a la Escuela Nacional de Perros de Búsqueda de Guanajuato.

A éste, le siguieron cursos en la UNAM, Texcoco y la oportunidad de acudir a Panamá para especializarse y entonces ser un binomio certificado a nivel internacional en búsqueda y rescate.

Fausto recuerda que fue aproximadamente año y medio para lograr que Balto adquiriera todos los conocimientos para que por medio de su olfato pueda rescatar a personas vivas desde los escombros o una situación de peligro donde el humano no podría logar.

Invitado a ir a Ecuador

Luego del terremoto de 7.8 grados que se registró en Ecuador, donde hay el registro de más de 600 víctimas mortales y la desaparición de al menos 130 personas, Balto fue invitado por organizaciones para trabajar en la búsqueda de víctimas en mencionado país.

Hubo acercamiento de unas asociaciones invitándonos a participar con ellos para que fuera Balto a Ecuador, ellos harían todo el viaje con nosotros y aparte costeaban los gastos de transporte y alojamiento, pero como te digo, nosotros somos una institución en la cual nos debemos a lineamientos y sobre todo a las instrucciones que se nos giren por parte de nuestros coordinadores, si nosotros recibimos la instrucción de movilizarnos, lo haremos de manera inmediata y si nos dicen que nuestros perros no se movilizan, no podemos hacerlo”, dijo.

Sin embargo, a pesar de que Balto se encuentra listo y preparado para trabajar en cualquier país, por ser un voluntario de la Cruz Roja Mexicana, y al existir reglas y normas que seguir dentro de la misma, el canino se encuentra a la espera de ser llamado por la Dirección de la institución.

A Balto aún le quedan seis años de perro operativo, y antes de que llegue la fecha de su ‘retiro’, Fausto Martínez pretende lograr una cría del can, para que su legado perdure.