previous arrow
next arrow
Shadow
Slider
SE QUEJAN EMPLEADOS DE MOBILIARIO EN EL AYUNTAMIENTO


Redactado por: adriana bravo
enero 17, 2017 , a las 5:00 am

Salina Cruz, Oax.- Por fuera, el palacio municipal luce impecable y vislumbra a cualquier ciudadano que visite Salina Cruz. Pero en su interior guarda muebles que tienen años en malas condiciones, sin hacer a un lado las paredes y techos que están descascarándose. Pero en esas condiciones cerca de 300 empleados de dos sindicatos laboran.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR

La administración saliente encabezada por Rosa Nidia Villalobos sólo se preocupó por embellecer la arteria que está frente al palacio municipal con lámparas leds, palmeras y faroles, además de pavimentar una calle en la que aplicó más de dos millones de pesos. Pero nunca se preocupó por comprar sillas, escritorios, equipos de cómputo para el personal que labora en cada una de las regidurías y direcciones del palacio municipal.

La única área que remodeló al interior del palacio fue la sala de juntas en donde se llevan a cabo las sesiones de cabildo. Las demás áreas están deterioradas y lucen en completo abandono.

El personal de mantenimiento informó que se han encontrado con la sorpresa de que en algunos ventiladores y aires acondicionados les quitaron piezas y resulta difícil poderlos reparar. Aparte de que otros concluyeron con su vida útil.

En la Regiduría de Agua y Saneamiento, el responsable exhibió que sólo le dejaron cuatro sillas en muy malas condiciones, la chapa de la puerta no servía y el aire acondicionado luce sólo de adorno decorativo, ya que tampoco funciona.

Las sillas parecen mecedoras, porque los soportes están vencidos e impiden tener rigidez, eso según las autoridades representa un riesgo para los ciudadanos que acuden a realizar algún trámite administrativo.

En el área de Recursos Humanos y Oficialía Mayor, la puerta que da acceso a esa dependencia está cubierta con cinta canela para sostener el cristal y así evitar que se venga abajo, eso sin duda también es preocupante por el alto grado de riesgo que representa para los empleados.

Tras realizar la remodelación de la Sala de Cabildo, también fueron cambiadas las sillas las cuales fueron enviadas a las regidurías y direcciones, pero debido al mal uso, lucen en muy malas condiciones físicas.

“Muchas de estas sillas tuvieron que ser cubiertas con cinta y otras más no soportaron y se deterioraron rápidamente”, explicó una secretaria.

Los empleados reconocieron que pese al reclamo que hacían a la expresidenta Rosa Nidia para que los dotara de mobiliario en buenas condiciones para poder desempeñar su trabajo, nunca hubo respuesta y sólo evasivas teniendo que laborar en hacinamientos.

Mediante evidencias físicas se pudo apreciar la forma en que luce en su interior el palacio municipal en donde la anterior administración no le interesó darles una mejor atención a los empleados.

En lo que corresponde a las paredes y el techo, se puede apreciar una serie de colores a lo que ha estado expuesto y que la falta de mantenimiento enfrenta deterioro y muy mala calidad.