previous arrow
next arrow
Shadow
Slider
LUCHA SIN TREGUA EN EL ISTMO CONTRA EL MOSCO AEDES AEGYPTI


Redactado por: adriana bravo
junio 17, 2016 , a las 1:24 am

Istmo de Tehuantepec, Oax.- En esta temporada de lluvias, la Jurisdicción Sanitaria número dos “Istmo” dependiente de los Servicios de Salud de Oaxaca (SSO), está realizando eliminación de criaderos en diferentes localidades para evitar la proliferación del mosco transmisor del dengue, chikungunya y zika: aedes aegypti y albopictus.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR

En entrevista, el jefe del sector en la zona, Daniel López Regalado, apuntó que en lo que va del año, la dependencia ha registrado un caso de chikungunya, 109 de zika y 73 casos de dengue, de los cuales, 42 corresponden a dengue clásico y 31 a hemorrágico.

Detalló que mediante el control larvario se han visitado 102 mil 993 casas, se han tratado 85 mil 63, se detectaron mil 613 lotes baldíos con 843 mil 257 gramos de larvicida para proteger a 292 mil 801 habitantes.

Por caso probable, dijo que se han rociado de manera intradomiciliaria 14 mil 932 viviendas, y se han protegido a 40 mil 556 habitantes, se han nebulizado y realizado termonebulización a 16 mil 343 hectáreas con siete mil 889 litros de insecticidas.

Abundó que se han rociado y entregado pabellón a 562 casas con pacientes embarazadas que han cursado con zika.

En la región del Istmo son 18 municipios y 20 localidades más afectadas, por lo que se ha intensificado acciones como la descacharrización (eliminación de criaderos), promoción y difusión de actividades preventivas.

López Regalado recordó que los patios deben estar libres de recipientes que almacenen agua, al igual que las azoteas, tapar tinacos o tambos de agua para uso humano.

Insistió en realizar las cuatro acciones básicas: lava, tapa y voltea cubetas, tinacos, y cualquier recipiente que pueda almacenar agua, además de tirar llantas, macetas, latas o envases que ya no utilices para evitar la proliferación del mosco.

Finalmente, indicó que se deben intensificar las sinergias institucionales, que permitan disminuir los impactos del problema de salud, de manera eficiente y efectiva, motivar la participación de los sectores públicos, sociales y privados para que promuevan una nueva cultura del autocuidado de la salud.